Seguridad de niños y bebés

La seguridad de niños y bebés en la calle

1 abril 2010

La proliferación de vehículos motorizados ha disminuido el espacio de circulación de los peatones, por lo que dicha circulación se ha tornado peligrosa, por lo que se hace imprescindible la adopción de medidas preventivas para evitar accidentes, tanto vehiculares como peatonales.

El respeto por las zonas de circulación contribuye a evitar accidentes, o sea que los peatones circulen por las aceras(veredas) y los vehículos por las calzadas(calles).

Los niños y bebés en la calle:

Es muy importante enseñar a los niños desde muy pequeños las reglas básicas sobre el comportamiento en las calles. No se recomienda que los niños transiten solos por calles o rutas hasta que tengan edad suficiente y hayan comprendido perfectamente las reglas de circulación peatonal.

La mejor enseñanza es el buen ejemplo que los padres puedan darles, además de recalcarles que la destreza y los buenos hábitos se adquieren con la práctica.

• Circulación del niño por la vereda:
- Caminar lejos del cordón(orilla).
- Doblar en las esquinas con cuidado.
- Tener cuidado al pasar delante de una entrada de garaje.
- No correr o jugar mientras se circula por las veredas y mucho menos, al cruzar las calles.
- Los niños pequeños deben ir de la mano.
- Los bebés que son transportados en cochecito, deben circular lejos del cordón de la vereda.

• Al cruzar la calle:
- Cruzar en las esquinas, usando la franja peatonal (franja bordeada de blanco sobre la calle).
- Respetar los semáforos aguardando en el borde de la vereda.
- Mirar a ambos lados antes de cruzar. Hacerlo caminando, sin correr.

• En la ruta:
- Cuando la ruta no tiene veredas, se debe caminar por la banquina en sentido contrario al del tránsito, para ver venir los vehículos de frente.
- Cruzar en los puentes peatonales cuando existan.
- Es conveniente que los cochecitos de bebé tengan algún elemento fosforescente para su mejor visualización.

• En el transporte colectivo:
- Esperar que se hayan detenido completamente para subir o bajar de ellos.
- Durante el trayecto no se debe asomar la cabeza por las ventanillas, ni sacar los brazos o las manos.
- Antes de bajar, mirar si no viene algún vehículo detrás.

• En los vehículos en general:
- No abrir las puertas hasta que el vehículo se haya detenido completamente.
- Subir y bajar por el lado de la vereda.
- Antes de arrancar, cerciorarse de que las puertas estén bien cerradas.
- Los niños menores deben viajar en el asiento trasero, empleando el cinturón de seguridad o mejor aún, en silla para bebés.
- Los niños no deben jugar con las trabas o manilas de las puertas.

Hay (0) comentarios:

Aún no hay comentarios, se el primero!

Dejar un comentario sobre el árticulo :

Los campos marcados con un * son obligatorios.





Escribe los caracteres tal y como aparecen en la imágen